miércoles, 28 de diciembre de 2011

Aplausos del respetable: ¡Bajará la gasolina!

Contra lo acostumbrado en nuestro país, el Ministro de Economía y Finanzas declaró en una entrevista publicada el domingo 25,[1] que en los próximos días habría una rebaja en el precio de las gasolinas de 90 y 84 octanos. Digo contra lo acostumbrado, por cuanto las bajas de precio de los combustibles no se pre anuncian por los lógicos problemas de abastecimiento que generan. ¿Si usted fuera propietario de una estación de servicio compraría gasolina sabiendo que el jueves se publicará la baja? Y ¿Si usted fuera automovilista llenaría su tanque sabiendo que en un par de días el precio bajará? Y luego volverán las acostumbradas denuncias mediáticas a estaciones de servicio que no bajan los precios de inmediato esperando terminar con sus stocks.

Dueño de los subsidios encubiertos a los combustibles (compensaciones), y de los aportes de los mismos al Fondo de Estabilización de Precios de los Hidrocarburos (FEPH), así como de los impuestos a los mismos, se da el caso en el Perú que un funcionario estatal puede anteponerse al mercado y señalar, para el aplauso fácil de las mayorías que el precio bajará sin decir por cuanto tiempo, cuando ni porque. Y todo en medio de la ampliación del FEPH hasta el 31-12-2012 aprobada con un nuevo Decreto de Urgencia, a mi entender inconstitucional, y en el inicio de la temporada de crecimiento estacional de los precios internacionales de las gasolinas.

En el caso de las gasolinas de 90 y 84 octanos a los que se ha referido el Ministro como que bajarían de precio cabe destacar que ambos combustibles, han venido aportando al FEPH desde el mes de noviembre con montos que llegaron a ser de 0.60 S/Gln en el caso de la 90 y de 0.74 para la de 84 octanos. Esto significa que el consumidor peruano ha venido pagando durante los dos últimos meses un recargo en el precio que llegó a 0.76 S/Gln y 0.94 S/Gln en las gasolinas de 90 y 84 octanos, respectivamente una vez incorporados los efectos del impuesto al rodaje (8%) e IGV (18%). Mientras tanto en el mismo lapso las gasolinas de alto octanaje no aportaron un céntimo.

De acuerdo con información de la DGH del MINEM correspondiente a la presente semana, los precios con que actualmente vende Petroperú las gasolinas de 90 y 84 octanos son muy superiores a los precios de paridad de importación. Para el primer caso el exceso es de 0.73 S/Gln (9.7%) y para el segundo el exceso llega a 0.86 S/Gln (12.1%). He aquí un caso en que, a pesar de exportar casi 2 millones de galones diarios de gasolinas en el trimestre agosto/octubre 2011 a un precio FOB promedio de 2.47 US$/Gln, en el mercado local la refinería nacional vende entre 2.95 y 3.07 US$/Gln pues aplica como si la gasolina fuera importada. Y aquí no hay protesta ciudadana y más bien se promueve el fortalecimiento de la empresa estatal sin que se tenga definida una política nueva de fijación de precios que beneficie a los peruanos.










Publicar un comentario