sábado, 1 de diciembre de 2012

GNV: De las políticas argentinas; líbranos Señor


Nuestro país hermano, la República Argentina, posee una considerable riqueza petrolera y gasífera, con un largo antecedente histórico en la utilización del gas natural para generación de energía. De hecho, es el mayor productor de gas natural de Sud América. Sin embargo, la dura regulación argentina para el sector energía incluye políticas de precios que limitan el atractivo para los inversionistas privados,mientras por otro lado su Gobierno busca proteger a los consumidores de precios internacionales cada vez más crecientes. Por consiguiente, la demanda de  energía en la economía Argentina sigue elevándose, mientras la producción de gas está en permanente declive haciéndola depender cada vez más de las importaciones.

Argentina produce más gas natural que cualquier otro país en nuestro continente, pero su producción ha caído más del 10 por ciento sobre los niveles máximos alcanzados el año 2006. Es también el mayor consumidor de gas natural del continente. Alrededor del 48% de su oferta primaria de energía es suministrada por el gas natural.
A partir del 2008 pasó de ser un exportador neto a un importador neto. Aproximadamente el 7 por ciento de consumo de gas natural es usado en el sector de transporte, con un aproximado de 1.9 millones de vehículos funcionando con gas natural comprimido, esto es 47.4 vehículos por cada mil argentinos. En nuestro país la tasa es de apenas 4.6 vehículos a GNV por cada mil habitantes, una décima parte del ratio argentino.
Los controles de precios, que fueron impuestos en Argentina el 2001 para combatir la inflación y ayudar a los consumidores durante la crisis económica, permanecen aún y hacen que el gas natural sea relativamente barato. Los analistas de la industria argumentan que los precios congelados para el gas natural han disuadido la inversión y la producción, han estimulado el consumo, y han llevado el país a confiar en los volúmenes cada vez mayores de importaciones.
Para apalancar el aprovechamiento de los recursos de gas natural no convencionales de Argentina y revivificar la producción doméstica, el gobierno instituyó el Gas Plus, un programa que autoriza a las empresas productoras a vender el gas natural de campos nuevos o no convencionales con mayores precios. Según se informa permitirán a los proyectos que recientemente fueron aprobados bajo el Gas Plus cobrar alrededor de 5 USD/MMBTU, doblando casi el precio nacional promedio.
Se estima que Argentina tiene reservas probadas de gas natural de 13.4 TCF al 01-01-12, lo cual representa una reducción de casi el 50% de los niveles de reserva de hace una década. Comparativamente el Perú cuenta a la misma fecha con 12.7 TCF de reservas probadas de gas natural, casi lo mismo, pero que significan un importante 46% más que el año 2001.
La noticia viene hoy sobre un nuevo incremento en Argentina del precio de venta del gas natural en boca de pozo, inicialmente reconocido a la estatal YPF. Esta vez se reconocerá un precio de 7.50 US$/MMBTU para gas nuevo, es decir a los volúmenes que superen los actualmente producidos (reconocimiento marginal). El precio promedio que se paga en la provincia de Neuquén (la mayor zona productora del país), las industrias y los usuarios residenciales es de 2.50 USD/MMBTU, tres veces menos que el nuevo valor anunciado esta semana. Por supuesto que el incremento lo pagará el Estado, con un estimado de 3,500 MMUSD de subsidio, monto que pagan actualmente por importaciones de gas natural. Argentina paga hoy 15USD/MMBTU para el GNL importado en barcos y 12USD/MMBTU para el importado vía ducto desde Bolivia. Nuestro país no importa gas natural.
En el Perú, el precio en boca de pozo vigente desde el 01-12-12 para gasocentros, es de 2.25 USD/MMBTU,  esto es un 70% menos que lo que se empezará a pagar en Argentina, pero sin incurrir en subsidios de ningún tipo. Debo destacar que en el Perú el precio del GNV en gasocentros implica pagar un 21.0% entre regalías de 37.24% sobre el precio en boca de pozo e IGV de 18% sobre el valor total de venta. La participación del productor en la estructura del precio en gasocentros es de 9.7%.
 

 NOTA:La información y comentarios sobre el gas natural en Argentina han sido traducidos del Country Analysis Brief de la EIA

Publicar un comentario