miércoles, 15 de agosto de 2012

El Etano boliviano



Nuestro Ministro de Energía y Minas, supuestamente mal asesorado pues él no tiene porque saberlo todo, señaló que “…el gas de Camisea tiene un alto contenido de etano, casi el 10% comparado con otro gas como el boliviano que sólo tiene el 2%...”[1]; esto a raíz de justificar el increíble proyecto peruano de separación del Etano del Gas Natural en Humay y construir un ducto para llevarlo más al sur, a Ilo/Matarani incorporando de paso a Petroperú S.A. para que se encargue del trabajo duro de tomar la concesión y hacer aprobar el Estudio de Impacto Ambiental, sin que se sepa a ciencia cierta ¿qué va a ganar la empresa estatal y en qué nos beneficia a los peruanos?

En Bolivia [2], para contradecir lo manifestado oficialmente por el Sr. Ministro de Energía y Minas, el Ministerio de Hidrocarburos y Energía presenta un artículo que destaca las ventajas de la industrialización del gas natural considerándola una “oportunidad millonaria”.

Dice el comentario oficial boliviano que el gas de su país “Tiene un 6.12% de Etano” y que “Generalmente la industria, para transformar el gas y convertirlo en productos plásticos requiere solamente el 5% lo que pone a Bolivia, en ventaja frente a la industrialización de ésos productos”.
La diferencia entre 2% y 6.12% de presencia de Etano en el Gas Natural es enorme, lo suficientemente enorme como para que no podamos admitir semejante comparación si no se nos da sustento técnico a las afirmaciones, pues si se parte de una información tan errada ¿qué se puede esperar del resto del mensaje que no sea algunos errores adicionales?; y tendríamos que creerle a los hermanos bolivianos dueños de su Gas Natural más que a nuestro representante.

Peor aún, hoy mismo en la página Web del organismo gubernamental OSINERGMIN, se publica el siguiente cuadro en que el contenido de Etano aparece como siendo de apenas 2.14% [3]. Si esto no es correcto ¿qué hace en dicha página?
Composición del Gas Natural de Camisea

Añade el ente oficial boliviano, a través de su Dirección de Refinación e Industrialización, que su gas “tiene características con valor agregado diferente a los de algunos yacimientos de gas en el mundo”. Pero igualmente destaca que su gas natural no contiene azufre por lo que no necesita de un proceso de desulfurización que abarata los costos de producción entre un 10 a 15%.
Publicar un comentario