martes, 31 de enero de 2012

Ventas de GLP Automotor crecieron 14.9% el 2011

Si es correcta la información derivada de la documentación SCOP (sistema a su cargo que registra cada una de las ventas efectuadas en el Perú y que debería ser infalible), la venta de GLP Automotor en los puntos de venta peruanos (llamémoslos a todos gasocentros por simplicidad), habría crecido 14.9% el año 2011.
Tengamos en cuenta que no identificamos totalmente estas ventas con ventas de GLP para vehículos, pues se especula que un porcentaje indeterminado de ventas en gasocentros tiene como destino final no autorizado a algunos consumidores no automotrices. Por lo menos así lo piensan las gerencias comerciales de los actores del mercado peruano cuando ven que el crecimiento de sus guarismos en gasocentros es menor. Asumamos, sin embargo, para efectos de estimación de variaciones anuales, que se trata de ventas a vehículos que operan con GLP (propano/butano).
De esta manera, y a pesar de las declaraciones oficiales del ex Ministro de Energía y Minas Ing. Carlos Herrera Descalzi que proponía desincentivar su venta (http://www.diariolaprimeraperu.com/online/econom-a/en-siete-a-os-el-per-ser-a-importador-de-gas-natural_98311.htmly) pues corremos, a su parecer, el riesgo de volvernos importadores en 7 años, las ventas a granel a través de gasocentros han mostrado un enorme dinamismo, para satisfacción de los expendedores que habían visto el año 2010 un crecimiento de sólo 4.2%, a simple vista insuficiente para un producto con tantas ventajas, lamentablemente no explotadas comercialmente, dándose el caso una vez más de un producto comoditizado al que no se le agrega casi nada en la cadena de valor, carente hasta de publicidad y promoción en puntos de venta y ausente en medios.
Un factor importante para este importante crecimiento ha sido, en mi concepto, el precio promedio del GLP a granel comercializado en gasocentros el 2011 a 1.52 S/Lt, equivalente a 5.74
S/Gln, muy atractivo para el automovilista con sus 110 Octanos, si se tiene en cuenta, por ejemplo que la gasolina 84 (que es el menor octanaje comercializado en el Perú y de especial consumo en provincias), tuvo un precio medio de 12.22 S/Gln ó 113% más cara.
Adicionalmente debemos tener en cuenta que mientras el precio de la gasolina 84 ha crecido en promedio 18.8% el año 2011, el precio del GLP apenas tuvo un crecimiento de 3.4% (ambos productos subsidiados).
Esto explica además el porqué de la favorable penetración en localidades fuera de Lima/Callao del GLP Automotor en que el aumento volumétrico de sus ventas ha sido de 20.5% el 2011. Este crecimiento importante se da, por ejemplo, en La Libertad con 34.4%, que se convierte así en la segunda ciudad peruana más consumidora luego de Lima/Callao.
De esta manera estimo que en diciembre 2011 estuvieron operando en el mercado peruano un total de 166,279 vehículos, cifra superior en 23.9% a los vehículos convertidos a GNV a la misma fecha.
Esperemos que el presente año los conductores del negocio de GLP Automotor apuesten por este combustible y salgan al mercado a explicar sus ventajas, las mismas que hoy podemos aprovechar los peruanos gracias a los frutos del Proyecto Camisea.

Fuente: Documentos SCOP OSINERGMIN
Elaboración: Econ. César Bedón Rocha





Publicar un comentario